CASA JUNTO AL BOSQUE

Son Vida, Mallorca

La Casa junto al Bosque responde al entorno de forma selectiva. Deliberadamente, da la espalda a la urbanización en la que se encuentra, al campo de golf vecino, a las malas orientaciones, a la fachada pública, a las apariencias. El proyecto aprovecha la proximidad al bosque y se vuelca hacia éste buscando intimidad, vistas a la montaña y la mejor orientación solar. Esta actitud funciona como eje del proyecto y se traslada a la organización del programa, la disposición de las estancias, la elección de los materiales y el tratamiento paisajístico del proyecto.

Se proponen dos tipos de espacios muy diferenciados. Por un lado, unas cajas ortogonales compactas con muros gruesos de piedra de gran inercia térmica que proporcionan privacidad y máximo aislamiento. Estas cajas albergan las estancias más privadas y se disponen alrededor de la parcela buscando las mejores orientaciones y visuales -con sus aperturas protegidas con unas lamas orientables de madera- a la vez que optimizando las relaciones según un diagrama de eficiencia.

Por otro lado, unas galerías acristaladas conectan las cajas creando una secuencia continua de espacios dinámicos e irregulares. Estos espacios alojan las zonas de reunión, más diáfanas y flexibles estableciendo una relación directa con el exterior. Una cubierta ligera de hormigón cubre las galerías. Gracias a una geometría triangulada apoyada sobre una serie de muros colocados en las fachadas norte de las galerías, se consigue aumentar las luces y prescindir de pilares. Tanto los muros como la cubierta triangulada se cubren, en su cara exterior, de un manto vegetal de bajo mantenimiento que incrementa su inercia térmica y protege la cubierta, excepto en las triangulaciones inclinadas orientadas a sur que se cubren de paneles solares fotovoltaicos y térmicos.

Un plano de agua de 55 metros de longitud -plano de agua de 20cm de profundidad que se convierte en piscina y en una pequeña playa para niños- se dispone entre las cajas y bajo las galerías conectando todas las zonas de la vivienda y funcionando como corazón bioclimático de la casa. Los espacios acristalados junto al agua se abren completamente dejando que la evaporación del agua reduzca la temperatura del interior en verano. El agua también proporciona aislamiento adicional a una canalización canadiense dispuesta bajo el plano de agua que, en combinación con la instalación geotérmica, utiliza la temperatura constante bajo tierra canalizándola al suelo radiante de la vivienda, para calentar en invierno y refrescar en verano, reduciendo hasta en un 80% el gasto de climatización.

Equipo OHLAB:
Equipo concurso: Paloma Hernaiz, Jaime Oliver, Rebeca Lavín, Darío Arévalo, Marta Diego, James Hull
Equipo proyecto: Paloma Hernaiz, Jaime Oliver, Rebeca Lavín, Walter Brandt, James Hull, Cesare Albergoni, Juan Manuel Aragonés

 

CASA JUNTO AL BOSQUEAdmin Ohlab

    Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia de usuario. Si continua navegando entendemos que acepta su uso de acuerdo con nuestra política de cookies.
    This website uses cookies to improve user experience. By using our website you consent to all cookies in accordance with our Cookie Policy.

    Leer más / Read more

    Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

    The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

    Cerrar / Close